Utilizamos cookies y otras tecnologías para que podamos mejorar su experiencia en nuestro sitio. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Saber más

De todas formas la evolución de la barriada, más lenta de lo que todos deseábamos, por fin se ha ido haciendo realidad. Pronto llegaron las edificaciones que ocuparon todo el espacio del vertedero de basuras que ocupaba el solar entre las calles Canalejas, Méndez Núñez, Juan Verdeguer y la vía del tren. También con el tiempo se abrió por fin la calle Isaac Peral y se pudo acceder directamente a la calle Islas Canarias.

Pero el gran cambio llegó con el soterramiento de las vías. La posibilidad de dar salida a la calle Méndez Núñez hasta la de Ibiza, con el pequeño jardín allí creado, y a las de Menorca y Serrería, cambió definitivamente el barrio. Puede decirse que lo ventiló y le dio un aire nuevo.

De clientes de aquella época que ya no están entre nosotros recuerdo bien a varios. Por ejemplo al Sr. Domingo y a su esposa Amparo que vivían en la calle El Barco; la Sra. Amalia, la madre de Luisita y esposa de Juan Rivera, siempre sonriendo aún en los peores momentos de su diabetes; Cristóbal el Chatarrarero; su vecino Toni con su modesta fábrica de “toritos bravos” y de “flamencas” a la sazón souvenir preferido de los guiris, y buen aficionado a la colombicultura; Angelita la de Batiste; la Sra. Marina madre de José Onofre, Marinín y Mª Nieves la de Joaquín el de Albarracín; la señora Pilar la Monrealera, madre de Joaquina Martín; Isabel la señora de José Ato; Juan Valiente, el Blanco, y mucho me acuerdo también de la Pepica, que nos contaba lo guapa que había sido en su juventud, y que nunca se olvidaba de traerme un platico de buñuelos para San José, como ahora hace también la Sra. María Cubas. Pero uno de los fallecimientos que más impacto causó en la barriada fue el de José el hijo de la Sra. Custodia Serrano, sin la menor duda en olor de santidad … Ya para entonces había fallecido también mi hermano Jesús, quien veló sus primeras armas como farmacéutico, precisamente en la nuestra en los dos primeros meses.


Suscríbete y recibe nuestras promociones

Recibe actualizaciones por correo electrónico de nuestras ofertas especiales.